Cuidados de la planta de menta en maceta en casa

La planta de menta es muy solicitada para tener en casa, ya que gracias a ella podemos acceder a uno de los mejores sabores. Es refrescante y deja una gran sensación en la boca, por lo que muchos les encanta.

Se puede masticar directamente, pero también es parte de los ingredientes que puedes agregar a la comida. Pero si vas a tener una de estas plantas, ¿cómo lograr que se encuentre en las mejores condiciones posibles?

Conoce los cuidados de la planta de menta en maceta

planta de menta cuidados

La menta se puede producir en huerto, pero los cuidados que se deben tener son bastante diferentes. Ya que necesitas bastante suelo, pues tiene tendencia a crecer no únicamente hacia abajo, sino hacia los lados.

En cambio, al tenerla en maceta, crecerá amoldándose al envase que la contiene.  Aunque eso hará que la planta no crezca demasiado grande, lo que es bueno porque tampoco esperas una producción muy alta.

Cómo elegir la maceta adecuada.

Ahora ya quedó claro la importancia del envase que la contiene. ¿Cuáles son los requerimientos mínimos para una maceta?

Una de las primeras características a elegir es que, además de ser algo profunda, también tenga cierta anchura. No debe ser estrecha, por lo que tener entre 20 a 25 centímetros de anchura es una buena idea.

También es de vital importancia que tenga buen drenaje, porque el agua estancada puede terminar por provocarle problemas, como pudrición de raíz. Es buena idea en el vivero donde vayas, preguntar por una que cumpla con estas características.

El riego de la planta.

Es aquí donde entra la importancia de un drenaje adecuado, ya que es una planta que requiere riego constante y abundante. Esto es especialmente durante la temporada de primavera y verano. Es la época de mayor calor.

Pero si se mantiene lo suficientemente hidratada, terminará por tener un sabor mucho más acentuado. SI lo utilizas junto con un buen fertilizante, notarás como estará dando hojas con sabor firme.

Corta la parte superior.

El podar las plantas es una acción que le hace mucho beneficio. Ya que nos permite guiar su crecimiento, al mismo tiempo que promovemos la forma en que queremos se desarrolle.

En las mentas, es buena idea estar cortando la parte superior. Esto evitará que crezca demasiado alta, y gracias a esta acción, terminará por tener una mejor producción de hojas. Esto hará que tengas más producto de buena calidad.

¿Debo colocarle abono?

El abono orgánico o algún tipo de composta es utilizado mayormente para hacer crecer la menta, pero cuando es sembrada en el piso. Esto permite nutrirlo lo suficiente para tener una gran producción.

Pero al estar trabajando en maceta no es necesario agregarle esto. Bastará con un poco de fertilizante , que la dará nutrientes por mucho tiempo.

Combate el moho

Uno de los problemas que puede acarrear al ser una planta tan regada, es que comience a aparecer moho. Una buena forma de poder repelerlo es hacer uso de hagas uso de un spray fungicida.

Para poder reconocer que tienes el moho, una de las formas más comunes es notar unas manchas marrones que aparecen en las hojas. Al menos son pocas las infecciones que pueden atacar a esta planta.

Recuerda dividir tu planta.

A pesar de su espacio reducido, encontrará la forma de seguir multiplicándose. Tanto que puede llegar el momento que la maceta que la contiene sea insuficiente.

Una buena idea por tanto es dividirla en varias plantas. Esto por lo regular se hará cada par de años, porque de no hacerlo, la raíz de la maceta quedará demasiado apretada.

De esta forma también podrás obtener nuevas plantas, para más producción o poder regalarla.

La menta en maceta no requiere demasiado cuidado, por lo que terminará de reproducirse con gran facilidad. Recuerda estar cosechando las hojas antes de que florezca.

Deja un comentario